lunes, 2 de marzo de 2009

MALAGEÑAS CANARIAS



Una pena lenta y mala
a mi madre la mataba,
y asta la cama tembló
de oír lo que me decía
los consejos que me dio.

Cuando vi que la sacaban
salí corriendo tras ella
¡pararla! por Dios ¡pararla!
que yo quiero darle un beso
aunque se me parta el alma.

1 comentario:

Anabel dijo...

Hola espe bonito poema!!!
Espero que estés bien y tengas un bonito día,besitos...

Interpretación de sueños